top of page

Trauma abdominal cerrado

Actualizado: 26 abr


MANUAL DE EMERGENCIAS


La lesión roma en el abdomen puede aislarse o asociarse con lesiones en otros lugares. La evaluación del abdomen puede ser particularmente difícil en la última situación.


Los mecanismos de las lesiones responsables son diversos e incluyen colisiones de tráfico, lesiones por aplastamiento, caídas altas y golpes directos (por ejemplo, patadas y golpes). Recuerde que la lesión torácica inferior puede estar asociada con lesiones esplénicas o hepáticas.


Examen


  • Evaluar la hipovolemia. Verifique el pulso, la PA y el llenado capilar.

  • Busque hematomas (p. Ej., Impresión de "cinturón de regazo"). (Las mediciones de la circunferencia abdominal son inútiles y poco confiables como un medio para evaluar la hemorragia intraabdominal).

  • Sentir ternura y evidencia de peritonismo. Escuchar sonidos intestinales no es útil: su presencia o ausencia no es una característica discriminatoria.

  • Verifique los pulsos femorales.

  • Registre el rollo para verificar si hay dolor en el lomo y lesiones en la espalda.

  • Examine el perineo y realice un examen rectal, verificando la sensación perineal, el tono anal, la integridad rectal / sangre y en el hombre, la posición de la próstata. Una próstata elevada, "pantanosa" o impalpable puede indicar una lesión uretral (ver b p.352).


Investigaciones


La necesidad y la elección de la investigación dependen de las circunstancias individuales, la política local, las instalaciones y la experiencia. Los pacientes que son hemodinámicamente inestables o que tienen peritonismo requieren una derivación inmediata para la laparotomía.


Realizar análisis de orina en todos los pacientes. Un análisis de orina positivo es un marcador de lesión intraabdominal de órganos sólidos, no solo lesión del tracto renal. Inserte un catéter urinario en pacientes que presenten alteraciones hemodinámicas o que estén gravemente enfermos (a menos que haya evidencia de lesión uretral).


Realice una prueba de embarazo en todas las mujeres en edad fértil. La amilasa sérica no discrimina entre las personas con lesión intraabdominal significativa y las que no la tienen; no es útil en las primeras etapas de la reanimación por trauma.


La radiografía simple de abdomen rara vez es útil, a menos que se sospeche una lesión ósea asociada o perforación intestinal: se puede demostrar gas intraperitoneal libre en un CXR erecto.


FAST (USS) proporciona una prueba de cabecera rápida, repetible y no invasiva. Es dependiente del operador. El hemoperitoneo se identifica escaneando los recesos hepatorrenal y esplenorenal y la pelvis. El pericardio también se puede escanear para buscar taponamiento.


Las tomografías computarizadas se usan ampliamente para evaluar lesiones abdominales, así como para identificar lesiones en otras regiones (por ejemplo, retroperitoneo, cerebro, tórax). La principal ventaja de la TC es la capacidad de diagnosticar el órgano u órganos lesionados dentro del abdomen y cuantificar las lesiones (laceración menor del hígado o el bazo frente a múltiples laceraciones profundas con hemoperitoneo significativo).


Estabilización inicial


  • Proporcionar O 2.

  • Tratar las vías respiratorias y los problemas respiratorios.

  • Inserte 2 líneas IV de diámetro ancho (> 16G).

  • Envíe sangre para U&E, glucosa, FBC, pantalla de coagulación y comparación cruzada.

  • Administre líquidos IV de acuerdo con la evidencia inicial de hipovolemia y la respuesta al tratamiento. Administre sangre ± productos sanguíneos temprano si es inestable.

  • Proporcione analgesia IV según sea necesario (contrario a la opinión popular, esto no compromete la evaluación abdominal clínica).

  • Considere la necesidad de una sonda orogástrica / NG y un catéter urinario.

  • Involucre a un cirujano en una etapa temprana.

  • Informe al cirujano principal, anestesista de servicio y al personal del teatro si se necesita una laparotomía urgente.


Evaluación y tratamiento adicionales.


Una vez que la reanimación esté en marcha, la evaluación y el tratamiento adicionales dependerán en gran medida de la situación clínica:


Hemodinámicamente inestable Remitir urgentemente a un cirujano senior para laparotomía. Informe al quirófano y al anestesista de inmediato. No hay necesidad (o tiempo) de intentar definir la lesión intraabdominal. La cirugía de control de daños debe considerarse en pacientes inestables, acidóticos o fríos.


Peritonismo clínico Resucitar como se indicó anteriormente, administrar antibióticos por vía intravenosa (p. Ej., Cefuroxima 1,5 g) y remitir urgentemente a un cirujano para laparotomía.


Hemodinámicamente estable, sin peritonismo. Consulte a un cirujano para más investigación y observación. Las tomografías computarizadas rápidas (USS) y abdominales son muy útiles en la evaluación adicional de estos pacientes. Dependiendo de la política local, otros pueden manejarse adecuadamente con observaciones regulares y reexaminación clínica.


Posible lesión abdominal en los pacientes con lesiones múltiples Estos pacientes presentan un desafío diagnóstico: adaptar las investigaciones y el manejo a las circunstancias individuales. FAST (USS) y DPL son herramientas rápidas, simples y útiles para ayudar a identificar una hemorragia intraabdominal significativa en el paciente con múltiples lesiones.


La TC tiene una precisión diagnóstica superior, pero lleva mucho tiempo y requiere transferencia y contraste IV. Si el paciente es hemodinámicamente estable, la TC abdominal se realiza convenientemente simultáneamente con la TC de la cabeza. Un paciente que es hemodinámicamente inestable debe ser transferido al teatro, nunca al escáner CT.


Traumatismo abdominal en el embarazo


Involucre a un obstetra y ginecólogo senior en una etapa temprana. El USS puede demostrar la viabilidad fetal y buscar signos de desprendimiento y ruptura uterina. Recuerde verificar el estado de Rhesus / anticuerpos.



0 visualizaciones0 comentarios

Kommentare


bottom of page