top of page

Picor de piel sin lesión de la piel


MANUAL DE DIAGNÓSTICO CLÍNICO


El picor de piel sin lesiones visibles es una condición que puede ser muy incómoda y frustrante para los pacientes, ya que no se acompaña de erupciones, ronchas u otras manifestaciones cutáneas obvias.


Este tipo de prurito puede ser un síntoma de diversas condiciones sistémicas subyacentes, incluyendo enfermedades hepáticas, renales, hematológicas y endocrinas.


Es importante una evaluación exhaustiva para identificar la causa y proporcionar un tratamiento adecuado.


Patología

Diagnóstico de Sospecha

Diagnóstico de Confirmación

Enfermedad hepática crónica

Ictericia, fatiga, antecedentes de enfermedad hepática.

Pruebas de función hepática, ecografía abdominal, biopsia hepática.

Insuficiencia renal crónica

Edema, fatiga, hipertensión, antecedentes de enfermedad renal.

Pruebas de función renal, ecografía renal.

Déficit de hierro

Fatiga, palidez, uñas quebradizas, pica.

Niveles de ferritina y hierro, hemograma completo.

Hiperhidrosis

Sudoración excesiva, especialmente en palmas, plantas y axilas.

Examen físico, pruebas de sudoración.

Hipotiroidismo primario

Fatiga, aumento de peso, piel seca, intolerancia al frío.

Perfil tiroideo (TSH, T4 libre), ecografía tiroidea.

Linfoma (Hodgkin o no Hodgkin)

Pérdida de peso inexplicada, fiebre, sudores nocturnos, linfadenopatía.

Biopsia de ganglios linfáticos, TAC, PET-CT.

Neoplasia

Síntomas específicos dependiendo del órgano afectado, pérdida de peso, fatiga.

Pruebas de imágenes, biopsia.

Cirrosis biliar primaria

Prurito generalizado, fatiga, xantomas, antecedentes familiares.

Pruebas de función hepática, anticuerpos antimitocondriales (AMA), biopsia hepática.


1 visualización0 comentarios

Comments


bottom of page